Una gran solución. Utilizar una carpa de estructura desmontable con techos de lona tensada y paredes con cerramientos metálicos. Esto le otorga un aspecto de almacén convencional con las ventajas de la utilización de una carpa semi-permanente. A estos cerramientos se le incluye una puerta de carga con apertura en dos hojas deslizantes hacia los laterales que permite el fácil acceso de camiones y carretillas elevadoras.

 

Estas carpas pueden utilizarse en régimen de alquiler, compra e incluso renting con opción de compra.